Capítulos ¿Largos o cortos?

Hola futuros Autopublicados

Vamos a intentar abordar el tema de la longitud que debe tener los capítulos de una novela. y de esta manera identificar si se trata de un capitulo largo o corto. Como ya viene siendo costumbre deciros que en la literatura no hay nada encajado dentro de un estándar. Por lo tanto todo lo que expongamos a continuación puede ser no valido para muchos escritos.

En primer lugar decir que por las diferentes comunidades de blogs en las que se ha planteado el tema los lectores suelen preferir casi por unanimidad los capítulos cortos, pero claro, luego en las matizaciones nos podemos perder y observar como hay muchísimos comentarios a los que les cuesta establecer cual es la barrera que divide un capitulo corto de uno largo.

Como decíamos en el anterior articulo sobre la longitud de nuestro libro o novela el estándar para medir las dimensiones en una obra literaria son el numero de palabras utilizadas.

Por esa razón vamos a utilizar el numero de palabras para definir que consideramos un capítulo corto y a que consideramos un capítulo largo.

Hablando de novelas una buena barrera definida es la que establecen las 4000 palabras.

Todo lo que esté por debajo de las 4000 palabras se puede considerar como un capitulo corto. Y todo lo que supere este numero de palabras se puede considerar un capitulo largo.

EscribirGustoLector

Como escritores siempre debemos pensar en nuestros clientes que no son otros que nuestros lectores. Largos capítulos pueden provocar que el lector desconecte. Además de que si trata de una parte de la trama que no le llame la atención lo desenganche completamente de la historia y acabe abandonando nuestro libro.

Por el contrario, un capitulo corto mantiene la atención del lector y le permite dosificarse de manera más adecuada según sus preferencias. Hay que entender que la mayoría de gente lee en cortos periodos de tiempo (cuando va y vuelve de trabajar, antes o después de hacer la cena, etc) .

Por supuesto que no es una norma fija e inamovible. Siempre lo debemos interpretar como una referencia o como una guía a la hora de escribir nuestro primer libro, cuento o novela.

Existen diferentes tipos de condicionantes. Puesto que no es lo mismo escribir un capitulo para una web que no debe de superar las 1000 palabras para que no se haga pesado. Que escribir una capitulo de un ensayo histórico o arqueológico

Desde Autopublicando nos gustaría conocer vuestra opinión. ¿Cual es vuestra preferencia capítulos cortos o largos?

Mi libro en un mapa mental

Cuando empezamos a planificar y a escribir el primer libro, nuestro cerebro actúa como un gran mapa mental que posee muchas funciones y características.

Nuestra mente es capaz de establecer los diferentes nexos o lazos de que unen a nuestros personajes, es capaz de entregarles una personalidad, es capaz de ponerles en una localización y en un tiempo concreto y también es capaz de acordarse de los detalles con los que interactúan.

Pero según nuestra historia avanza y se van añadiendo personajes, situaciones o detalles este mapa mental se hace cada vez más complejo y en ocasiones puede fallar. Si esto ocurre, estaremos perdiendo la coherencia de la historia y lamentablemente también perdiendo al lector .

Por esa razón para escribir nuestro libro es necesario tener un mapa mental físico al que recurrir en caso de duda.

Un típico y tradicional ejemplo de mapa mental que muchos utilizan es una pequeña libreta o cuaderno donde van anotando todos los detalles, los nexos, los dibujos y esquemas de la historia.

Lamentablemente este tipo de cuadernos o agendas presenta en ocasiones ciertas limitaciones, puesto que tenemos que avanzar o retroceder muchas páginas para encontrar la información que se anotó con anterioridad.

Por suerte, a día de hoy existen muchas aplicaciones para poder crear estos mapas mentales con ayuda de nuestro ordenador, tablet o smatphone.

A continuación os dejo un resumen de algunas de las opciones más utilizadas.

BD Diagrams

BD Diagrams para mi la mejor extensión y herramienta que hay ahora mismo en internet. Principalmente destaca por dos características:

  • Es gratis
  • Y permite trabajar desde cualquier ordenador con Chrome

A parte de esto ofrece la posibilidad de guardar los avances tanto en nuestro ordenador, como en Google Drive.

Mindmeister

Mindmeister es una herramienta muy potente que permite crear un mapa mental para nuestro libro de forma fácil e intuitiva. Lo bueno de esta aplicación es que se puede ejecutar desde el navegador web o desde aplicaciones nativas tanto en IOS como en Android. Tiene la posibilidad de crear hasta 3 mapas mentales totalmente gratis. Pero si queremos utilizar todas las características de la aplicación deberemos pagar una cuota mensual.

Coggle.it

Coggle.it A diferencia de las anteriores herramientas, con Coggle.it podrás realizar un mapa mental usando la característica de colaborar con otras personas en tiempo real compartir únicamente el enlace. Además también dispone de un chat integrado que te permite hablar en tiempo real con otros administradores de tu mapa. Sin duda es la opción más aconsejable si vamos a trabajar escribiendo nuestro libro con más personas.

Xmind

Xmind es un programa descargable y ejecutable desde el ordenador. Y ademas permite hacer muchos tipos diferentes de diagramas. Cambien permite la colaboración de todo el equipo. Y exportar los resultados a Office o pdf. Como añadido es capaz de guardar archivos en la nube por lo que lo hace ideal para poder trabajar en remoto.

Estas son algunas de las opciones que conocemos y hemos usado, pero existen muchísimas más con similares características. Por último nos gustaría saber tu opinión. ¿usas mapas mentales para escribir tus libros o novelas? ¿Usas libreta? ¿notas de voz?. Comenta este articulo dejándonos las herramientas que utilizas para realizar el esquema de la obra que quieres escribir.

¿Cuántas palabras tiene un libro?

Empezamos a escribir nuestro primer libro y la primeras preguntas nos vienen a la mente ¿Que longitud o extensión debe tener mi libro? ¿Como puedo medir lo que ya he escrito? ¿Cuántas palabras tiene un libro? ¿Cual es el estándar?

Demasiadas preguntas y también demasiadas respuestas.

Para empezar, es necesario que tengas claro que la longitud de tu libro la debe determinar exclusivamente las palabras que necesites para contar tu historia. Ni más ni menos.

No hay que caer en la tentación de buscar tramas de relleno, descripciones innecesarias o  estilos rebuscados con la finalidad de ganar en extensión. Y la razón es sencilla:

Si el lector se aburre con la historia dejará de leerla.

Por lo tanto escribe sin presiones y sin metas sobre la extensión de tu manuscrito. Cuando acabes de contar tu historia, descubrirás si es necesario agregarle nuevas tramas, nuevos detalles, o por el contrario, aligerar el texto quitando artificios rebuscados o poco funcionales.

Teniendo esto claro y una vez que hayamos acabado de escribir por completo nuestra obra podremos averiguar ante qué tipo de relato nos encontramos. Para ello lo primero que debemos hacer es conocer el número de palabras que forman nuestra obra. Es sin duda el estándar utilizado en la industria porque es el más fidedigno a la hora de establecer la longitud. Por ejemplo la cantidad de formatos de libros y sus tamaños hacen imposible calcular la extensión de tu libro por la cantidad de páginas. Utilizando la misma fuente y tamaño de letra no entran las mismas palabras en un folio DIN-A4 que en la pantalla de un Kindle de Amazon. Además de que existen otros factores que pueden aumentar el numero de paginas como el interlineado o los márgenes 

Se usa el número de palabras escritas como sistema de medida estandar. 

Bien y ahora ¿cómo puedo saber cuantas palabras llevo escritas? Pues si usas alguno de los programas más habituales como es el caso de Word solo debes abrir tu documento y mirar en el margen inferior izquierdo para ver cuántas palabras contiene el documento. Si por algún motivo no puedes visualizar, puedes pulsar el la parte superior sobre la pestaña revisar y a continuación sobre el botón Contar palabras. Con esta acción obtendremos una ventana emergente que nos arrojará todos los datos necesarios.

Una vez que ya tenemos contabilizadas el número de palabras de nuestra obra la podemos encajar en alguna de las siguientes opciones:

  • Microrrelato – Menos de 500 palabras 
  • Cuentos o relatos cortos – Entre 500 y 20.000 palabras
  • Novela Corta – Entre 20.000 y 70.000 palabras
  • Novela – Más de 80.000 palabras 

Como indicamos al principio del artículo esto no es una ley exacta y existen miles de excepciones. Pero quizás sirva como guía para saber la duración estándar de una novela.

Por otra parte, ten en cuenta que la publicación de un libro por un editor es un negocio. Y por esa razón la longitud de la obra puede ser un elemento determinante. Si es demasiada corta puede tener recelos a venderla al precio habitual y perder ganancias. Si es demasiado larga los costes de impresión subirán y también verá reducida las ganancias. Por esta razón es muy habitual que los actuales editores opten por la opción de dividir las novelas en bilogías o trilogías, que consigan atrapar al lector y hacerle pasar por caja en más de una ocasión.

Creo que estos apuntes son suficientes para hacernos una idea de como de determinante es la extensión de una historia y dentro de qué tipo de relato se encuentre. 

Seguiremos investigando y ampliando el artículo aportando nueva información. ¿Estas de acuerdo con estos tramos? ¿Cómo valoras la extensión de tus obras? No dudes en compartir tu experiencia en los comentarios de abajo o en las redes sociales.

Planificando el viaje

Hola viajeros de la autopublicación. ¿Ganas e ilusión por empezar este maravilloso viaje?

Nosotros no podemos aguantar más las ganas y queremos empezar cuanto antes. Pero lo primero, como todo gran viaje, necesitamos hacer una planificación detallada y concienzuda de los objetivos que queremos abordar. Pero no os preocupeis también habrá tiempo para salirnos fuera del mapa y para improvisar nuevas lecciones. Porque, amigos viajeros, la aventura y la incertidumbre también forma parte de la experiencia y es necesaria para aprender y arrojar valor a nuestra mochila de viaje.

La idea es sencilla, distribuiremos nuestro mapa en 4 puntos o destinos clave que nos ayudarán a estructurar correctamente nuestro libro y las acciones a realizar alrededor de él.

Planificación del viaje
  1. ESCRITURA DEL LIBRO
  2. MAQUETACIÓN Y EDICIÓN
  3. DISTRIBUCIÓN
  4. ANÁLISIS DE DATOS 

A continuación describiremos más detalladamente los 4 grandes bloques que formarán  el plan completo para realizar la publicación de nuestro libro.

  1. ESCRITURA DEL LIBRO: La parte fundamental  y la que nos ha traído hasta este punto. La necesidad de contar una historia crece en nosotros y sentimos el deseo de plasmarla en un libro.
  2. MAQUETACIÓN EDICIÓN. Quizás la parte más desconocida y más técnica de todo el proceso. En este bloque abordaremos la maquetación y creación de portadas de una manera exhaustiva.
  3. DISTRIBUCIÓN Expondremos todas las opciones de autopublicación disponibles haciendo especial énfasis en la autopublicación en Amazon KDP y valoraremos los pros y los contras de la distribución de cada una de ellas. Abordaremos el tema de costos y ganancias sin censuras. Y por supuesto, también entraremos con mucho detalle en el marketing que girará entorno a nuestro manuscrito.
  4. ANÁLISIS DE DATOS Es la parte final del viaje y quizás la más relajada, pero no hay que descuidarlo. Haremos una valoración de las ventas y de los beneficios obtenidos. Tras su análisis realizaremos los cambios necesarios en nuestras estrategias y si es necesario volveremos al punto número tres para crear nuevos métodos de distribución válidos.

Con este mapa marcado con 4 grandes destinos podemos comenzar el viaje de escribir nuestro propio libro y autopublicarlo con éxito.